Header Ads

¡Es un hecho! Descubren la forma de parar la metástasis del cáncer



Una nueva investigación realizada por investigadores del Georgia Tech's School de Atlanta (EE. UU.) parece haber encontrado la manera de frenar la metástasis, e incluso detener, la propagación de las células cancerosas. Los hallazgos han sido publicados en la revista PNAS.

El proceso metastásico es el que favorece a que las células cancerosas se propaguen por los órganos aledaños en un conjunto de protrusiones que las ayudan a moverse. Estas protrusiones, concretamente filopodia, es una extensión de un conjunto de fibras llamadas lamellipodia, unas diminutas 'piernas', que permiten a las células sanas moverse dentro del tejido. Pero con las células cancerosas se producen en exceso.

Por ello, los científicos decidieron cortar -con éxito- estas protrusiones utilizando una técnica especial: usaron nanobastones hechos de nanopartículas de oro para obstruir estas minúsculas piernas. Los nanobastones fueron cubiertos con un revestimiento de moléculas, llamadas péptidos RGD, que los hicieron adherirse a un tipo específico de proteína llamada integrina, según señala Muy Interesante.

"Los nanorods dirigidos ataron la integrina y bloquearon sus funciones, así que no podían seguir guiando el citoesqueleto -la estructura soporte de una célula- para sobreproducir lamellipodia y filopodia," explica Yan Tang, coautor del trabajo.

Los experimentos en laboratorio revelaron que la simple unión de los nanobastones a la integrina retrasó la migración de las células cancerosas evitando, eso sí, las células sanas, por lo que este método podría ser capaz de destruir las células cancerosas y no afectar a los pacientes, tal y como actualmente sí hacen los tratamientos de quimioterapia.

Otros estudios que han dado avances en esta lucha

El cáncer ha sido estudiado por numerosos investigadores al rededor del mundo y anualmente podemos escuchar nuevos estudios que da esperanza a las millones de personas que padecen esta enfermedad.

Es así como en 2014, un grupo de científicos belgas averiguaron que una de las funciones de las mitocondrias –las centrales eléctricas de las células– permitían la estimulación y migración de las células cancerosas. Los autores de la investigación subrayaron en su momento que para la estimulación de este tipo de migración, las mitocondrias producen una cantidad excesiva de especies reactivas de oxígeno, lo cual en adelante fomenta la formación de la metástasis del cáncer.

De acuerdo con los científicos, esta sobreproducción puede ser detenida con ayuda de algunos antioxidantes específicos que se encuentran en las mitocondrias. Estas acciones bloquean también la metástasis de los tumores.


Más recientemente, un nuevo estudio habría concluído que “las células madre cancerosas utilizan programas genéticos propios de las células madre normales para adquirir propiedades extra”, resumió Toni Celià-Terrassa, investigador en la Universidad de Princeton (EE UU) y primer autor del estudio, publicado en Nature Cell Biology. "Eso les da capacidad de adaptación para ser más agresivas, por eso son las responsables de iniciar el crecimiento tumoral, la metástasis y la resistencia a la quimioterapia”, resalta este biólogo molecular mallorquín, que lleva cuatro años en EE.UU como investigador postdoctoral.

Según el investigador Celià-Terrassa, con este descubrimiento se podría mejorar la efectividad de la inmunoterapia, con lo cual se abre una nueva línea de tratamiento contra varios tipos de cáncer. Añade que, en un futuro no muy lejano, se podrían desarrollar terapias combinadas con interferón y pequeñas moléculas de ARN para conseguir eliminar a esa reducida población de células dentro del tumor que son las responsables de la metástasis.


No hay comentarios.